Miguel Ángel Lamata es guionista de cine y televisión y director de cine español. Su vocación por el séptimo arte le surgió cuando era un niño: su padre le llevó a ver Tiburón de Steven Spielberg, y fue entonces cuando supo que quería ser director de cine.

En la década de los 90 escribió y dirigió varios cortos: Rencor visceral (1993), ¿Quién te pides? (1995) y Robando el rock and roll (2002), éste último quizá el más provocador de los tres, que además se hizo con varios premios en diversos festivales. En uno ellos, el de Sitges del 93, Lamata conoció a Santiago Segura.

Lamata debutó como director de largometrajes en 2004 con Una de zombis (2003), producida por Santiago Segura y estrenada en el Festival de Sitges. Un filme de acción con toques de comedia y crimen que fue un gran éxito durante esas Navidades, además de ganar el Premio del Público en el Festival de Núremberg.

Lamata

El siguiente proyecto de Lamata también estuvo ligado a Santiago Segura, pero en esta ocasión como parte del reparto que completaban Florentino Fernández y El Gran Wyoming en Isi and Disi, alto voltaje (2006).

En tercer proyecto de Lamata, Tensión sexual no resuelta (2010), dirigida y escrita por él, contó con reparto juvenil y de éxito en televisión: Amaia Salamanca, Norma Ruiz y Pilar Rubio, entre muchos más. La comedia romántica “incorrecta” estuvo inspirada en algunas de las experiencias que vivió el director cuando trabajó como profesor en Zaragoza, aunque jamás desveló los pormenores o si la realidad superó a su imaginación.

Su último gran poryecto, Nuestros Amantes (2016), cuarto largometraje en su carrera, es sin duda hasta la fecha, su obra más personal.  El filme es el primero que se rueda en las tres provincias aragonesas. Con esta película, Lamata pisa firme y asienta los cimientos de un cine aragonés cada vez más sólido y con fuerte vocación de crear industria.